THE GREMLIN BELL

Publicado el : 07/02/2019 10:05:48
Categorías : General

THE GREMLIN BELL

Algunas personas dicen que esta Campana es un amuleto contra los malos espíritus que habitan las carreteras en busca de Bikers a los que hacer daño, otros dicen que es simplemente una tradición de hermandad entre moteros y amigos. Independientemente de lo que creas, la Campana es una leyenda única en la comunidad motera. Esperamos poder contarte su historia en este blog.

Seguramente habrás observado alguna vez, una pequeña campana puesta en los bajos de una moto, haber encontrado una en una moto que compraste, o incluso se la regaló un amigo y no sabía para lo que era. Bueno, resulta que estas pequeñas campanas tienen un propósito, y son una tradición entre moteros que se remonta a décadas atrás, casi tan larga como los propios Bikers.

Estas pequeñas campanas, conocidas en el mundo motero como The Gremlin Bells, Guardian Bells o Spirit Bells, son una especie de amuleto de la buena suerte para los moteros. Se dice que la campana los protege durante sus viajes, de manera similar a una imagen de San Cristóbal, el patrón de los viajeros, que se lleva a menudo en vehículos para proteger a sus ocupantes mientras están en la carretera.

Así es como funciona la campana: Cuenta la leyenda que los Espíritus Malignos de la carretera se han estado subiendo a las motos desde que estas empezaron a rodar por las carreteras. Estos Espíritus Malignos son responsables de los problemas mecánicos y de la mala suerte a lo largo de un viaje, también son los responsables de poner piedras, ramas, viejos neumáticos o son los que hacen los baches con la mala intención de sacarnos de la carretera. La leyenda continúa diciendo que al colocar una pequeña campana en tu moto, estos Espíritus quedarán atrapados dentro de la campana, donde el constante sonido los vuelve locos, haciéndoles perder su agarre hasta que caen al suelo. La leyenda también dice que el misterio de la Campana lleva el doble de poder cuando es comprada por un amigo o un ser querido y entregada como regalo. Demostrándole a alguien cuánto te importa, ofreciéndoles defensa contra los malos espíritus de la carretera.

Sin embargo, hay algunas "reglas" sobre la Campana y su funcionamiento:

No debe ser comprado por el usuario para que funcione, debe ser regalado por un amigo o ser querido. Según la leyenda, una campana se "activa" por el gesto de buena voluntad cuando alguien, especialmente otro motero, se la regala a un motero.

Debe fijarse en la parte inferior del chasis de la moto. Debido a que los malos espíritus que acechan en las carreteras se "agarran" a las motos al pasar, la campana debería ser la primera cosa con la que se pongan en contacto, de modo que sean capturados inmediatamente por ella. Se debe fijar de forma segura, a veces se utiliza una brida de plástico o con la propia anilla en cualquier orificio del chasis.

Cuando se vende la moto con una campana, debe ser retirada. La Campana es un gesto de amabilidad hacia un motero por parte de alguien que se preocupa por él, por lo que debe ser guardada por el primer destinatario, y puede instalarse en otra moto. Si alguien vende la moto con una campana y quiere que el nuevo dueño la mantenga, debe quitarla y dársela personalmente. Una campana que no es dada con esa buena intención pierde su poder de lucha espiritual.

Si alguien roba una campana, los malos espíritus van con ella y la campana ya no los protegerá. La clave del poder de la campana es la buena voluntad. Si es robado, pierde su efecto....y el karma se encargará del resto.

El origen de la campana.

Como muchas leyendas de la vieja escuela, no hay una respuesta clara sobre de dónde viene la tradición de la campana. Varias explicaciones van desde las historias de "hubo una vez un viejo motero que rodaba por la noche", hasta las de pilotos veteranos de la Segunda Guerra Mundial que tenían campanas para la buena suerte en sus aviones y que llevaron la tradición a sus motos después de la guerra. Una de las explicaciones más lógicas, sin embargo, es que la campana fue utilizada en los primeros tiempos de los motociclistas en las décadas de 1950 y 1960 como una especie de "sistema de alarma de bajo presupuesto", para alertar al dueño si su motocicleta estaba siendo movida en medio de la noche - una solución barata que se transformó en una tradición con el tiempo.

Pero independientemente de cuál sea la verdadera historia de la Campana Guardián, es una tradición divertida que continúa hasta el día de hoy, y aunque es más común en la comunidad Harley, otros moteros también participan en ella. Ya sea que creas en la superstición de los "Espíritus del camino" o no, la Campana es una forma divertida de darle la bienvenida a un nuevo motero a la comunidad, bautizar una nueva motocicleta, o simplemente para regalársela a un amigo al que aprecia.

 Como dicen, el motero que posee una campana en su moto, tiene la bendición más poderosa de todas, el amor y los mejores deseos de un ser querido.

www.dakotakustom.com

Fuente: Dakota Kustom, Guardian Bell y Gremlin Bells.

Share

Añadir un comentario

 (con http://)

Información

Categorías